lunes, 16 de diciembre de 2013

$2900 millones/año en minería ilegal

En Minería ilegal & economía sumergida, se estimaba que en Perú se lava dinero del narcotráfico por un monto de $ 500 millones de dólares por año destinado a la minería ilegal y se estaría hablando adicionalmente de $ 1,500 millones de dólares por año proveniente del accionar en los últimos años, coincidentemente con el incremento de los precios internacionales del oro.
La agencia peruana de noticias Andina _en una reciente publicación_ consigna cifras con una mayor aproximación del modo siguiente:
"Además de depredar los recursos naturales y el medio ambiente, la minería ilegal en el Perú mueve más de 2,900 millones de dólares al año, convirtiéndose en una actividad criminal que genera mayores ganancias que el narcotráfico, denunció hoy el alto comisionado para la interdicción minera, Daniel Urresti.
"Los mineros ilegales son gente poderosa a través de la gran masa de dinero que mueve, que son más de 2,900 millones de dólares anuales y que supera en 15 por ciento la masa monetaria que mueve el narcotráfico", manifestó.
Alertó que existen personas, con mucho dinero y poder, que están haciendo hasta lo imposible para que todo quede igual y ellos puedan seguir depredando sin que se les intervenga.
"La minería ilegal trata de corromper las organizaciones del Estado en todos los niveles y en todos los ámbitos.Por eso en las acciones de interdicción llevamos personal desde Lima porque los operativos que se han realizado con gente de la zona han fracasado", argumentó.
Urresti reiteró el compromiso del gobierno central de seguir adelante con los operativos de interdicción hasta erradicar de manera total esta actividad ilegal de todo el territorio peruano.
"La medida es radical y no daremos un paso atrás en esta erradicación y va a ser progresiva hasta que se acabe la minería ilegal en el Perú", aseveró.
El alto funcionario explicó que su oficina viene trabajando en la erradicación de la minería ilegal, en la formalización de los pequeños mineros artesanales e informales y finalmente en un proceso de remediación de los recursos naturales depredados por esta actividad ilegal.
Si bien sostuvo que la minería ilegal se ha instalado en 21 regiones del Perú, Urresti recalcó que existe un triángulo fatídico que está conformado por las regiones Puno, Cusco y Madre de Dios.
"En estas tres regiones es donde se aglomera el 50 por ciento de la minería ilegal del Perú. Y en todas esas zonas hay mucha gente poderosa que no quiere que la interdicción prospere", subrayó.
Urresti recalcó que el Estado peruano tiene proyectado la erradicación del 40 por ciento de la minería ilegal que se practica en todo el país hasta el mes de julio del 2014.
Informó además que en el caso de Puno, el gobierno central invertirá 420 millones de soles para proyectos de remediación y saneamiento de la cuenca media y alta del río Ramis.
En Madre de Dios, Urresti reveló que el gobierno central trabaja en la elaboración de una serie de normas dirigidas a frenar el tráfico indiscriminado de hidrocarburos en esa región y evitar de esta manera el funcionamiento de la maquinaria utilizada para la minería ilegal.
Detalló que hace una semana el Poder Ejecutivo emitió un Decreto Supremo mediante el cual se considera al departamento de Madre de Dios dentro del régimen especial para el control de hidrocarburos.
Dijo que el Ejecutivo trabaja en la elaboración de un Decreto Supremo con el cual suspenden la emisión de licencias para la apertura de más grifos en la región Madre de Dios.
Sostuvo que con estas medidas se logrará que los cerca de 5,000 motores de la maquinaria de la minería ilegal que están depredando los bosques en Madre de Dios ya no puedan tener fácilmente el combustible para poder operar".